miércoles, 11 de septiembre de 2013

ESTE JUEVES UN RELATO: Anuncios. com



Morena que no rubia
Lo había decidido, ya era hora de salir de esta espiral de círculos concéntricos, en los que vivía. Se acabó el vagar por las calles perdida, en busca de aquello que debió ser, pero que nunca existió. Su tiempo de espera quedó obsoleto. Hoy los Idus renacían en todo su  esplendor solo para ella. Sentada en la terraza del café Santander, hojeaba las últimas páginas del diario local, en busca de alguna llamada de socorro y la encontró. "Caballero de 50 años, divorciado, educado, atractivo, con buena posición económica y social, desea contactar con señora o señorita  entre 30-48 años, sin cargas familiares, con amplio nivel cultural, buena presencia y educada, que le guste la aventura para realizar un viaje en yate alrededor del mundo."
Era ella, esta señorita que describía era ella. Sin cargas, culta, educada… Con total seguridad,  se encaminó a la dirección indicada en el anuncio.  Pulsó el timbre y un sonido estridente rompió el opresivo silencio en el que se hallaba el lugar. Abrió un hombre maduro, apuesto, de labios apretados y ojos huidizos. Vengo por el anuncio, dijo ella. Pase, contestó él. Luego llegaron un sinfín de preguntas con respuestas sinceras.
Te esperaba rubia, dijo mirándola fijamente, y eres morena. No hablas inglés, no sabes cocinar, te gusta bailar, haces deporte, te gusta el cine, el teatro… Su voz era como una sentencia. Ella se pensó derrotada.
El sonrió. Tomándole las manos le dijo: justo todo lo contrario a mi ex.

Otros anuncios por palabras en casa de Encarni: BRISA DE VENUS

33 comentarios:

  1. Un poco retorcido el hombre ¿no?.Buen chiste el final.

    ResponderEliminar
  2. Un triunfo inesperado. Puede ser el principio de algo interesante.

    ResponderEliminar
  3. Al menos este final no acaba a lo Agatha Christie, jajajajaja. En fin, quizá resultó bien y todo, lo cual es una sorpresa que se opone a lo que he leído mayoritariamente en esta convocatoria. Enhorabuena.

    Un beso

    ResponderEliminar
  4. Los caballeros las preferimos morenas :-)

    ResponderEliminar
  5. Jeje, muy bueno. Momento en el que más que buscar lo que se quiere, se busca lo que no se quiere, todo aquello que distancie de la última experiencia y de la última persona. Me suena...
    Besos

    ResponderEliminar
  6. Final inesperado. A veces las apariencias engañan y esto le pasó a la pobre, pero bueno salió bien.
    Buena versión
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  7. Jajaja, te ha quedado un relato tierno. Te has decantado por el lado humano de la persona que pone el anuncio. Y me ha gustado la forma como lo cuentas.

    Un beso

    ResponderEliminar
  8. No... si a veces algunos de estos contactos terminan bien.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  9. jajaja mira que fácil lo han resuelto!
    Muy bueno el final!
    Besos!

    ResponderEliminar
  10. Muy bien, alguien ha pensado un final feliz. Muchos hemos desconfiado del caballero.

    Besos.

    ResponderEliminar
  11. Muy bueno el desarrollo se veía como un anuncio más, pero le diste un final fantástico.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  12. El caballero de tu historia invirtió el popular refrán y llegó a la conclusión de que más vale lo bueno por conocer que lo malo conocido, y se dispuso a conseguirlo.
    Original enfoque, San.
    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  13. Anda, le toco la lotería...habrá que persistir...

    Besos

    ResponderEliminar
  14. jajajaja.... que divertido!!!! esta historia es completamente centrada, con los pies bien puestos en la tierra como decía mi madre, sin pajaritos volando ni maripositas en el estómago, cruel y desenfadado como la vida misma, como el mundo en el que vivimos, me ha fascinado tu texto, porque a pesar de ser real, resulta hasta cómico las vueltas que da el destino y los tropiezos que cometemos en el camino.... envidiable, un beso para ti, encantado de leerte de nuevo y quedarme extasiado con tus palabras

    ResponderEliminar
  15. Muy bueno el texto. Descrito a la perfección, incluso la contradicción en la identidad de la opositora.
    Lista ella, directo él...
    Besos

    ResponderEliminar
  16. Bueno, no estaba mal, había encontrado lo que necesitaba; lo que ambos necesitaban :)

    un abrazo, San.

    ResponderEliminar
  17. Ja ja ja...muy divertido! No sabemos el final pero al menos hemos respirado como la protagonista cuando hemos visto que al caballero de entrada le ha parecido bien, es un buen comienzo con final abierto.

    ResponderEliminar
  18. Un viernes 13 de septiembre, el día de buen augurio para ambos puesto que terminaron satisfecho con las propuestas del otro. Tus relatos suelen ser optimistas, lo justo y necesario para este tiempo.

    un abrazo

    ResponderEliminar
  19. Ja, resultó adecuada. Imagino como debió sentirse ella durante esa breve presentación.
    Besos.

    ResponderEliminar
  20. Ufff! por un momento pensé que la iba a mandar a plantar espárragos... pero bueno, el que no la quiera como la mujer que ya tuvo es un buen comienzo. Muy bueno, conciso y con un final inesperado (al menos para mí... me habías despistado!)
    Besos!
    Gaby*

    ResponderEliminar
  21. Muy bueno!!! A veces es mejor cambiar radicalmente con los estereotipos y probar cosas nuevas, seguramente serán muy felices.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  22. Una mujer valiente por acudir a la llamada, él la eligió... parece qué ¿ella también?. Creo que una vez te enfrentas a la sinceridad de unos ojos y unas palabras todo puede cambiar.

    Besos!!

    ResponderEliminar
  23. Solemos buscar lo que no tenemos, y dejar la rutina de lo de siempre...a veces la vida nos da sorpresas.

    ResponderEliminar
  24. ¡Qué cierto, San! Has retratado algo que sucede casi siempre. La segunda esposa de mi ex era TOTALMENTE opuesta a mí en todo: físico e intelectual. Así es la vida. Como dice Ana, cuando fracasamos, creemos que buscando lo contrario triunfaremos ¡¡Craso error! Es solo cuestión de que ambas pieles se atraigan. Un beso.

    ResponderEliminar
  25. Sí... lo bueno es no tropezar con la misma piedra ;) (por suerte habrá quien haya tenido una primera esposa morena, jajaja)

    Me gusta el tono, el desarrollo y como siempre tus finales, son excelentes.

    Besos

    ResponderEliminar
  26. Aprobó el examen, a pesar de no ser rubia, mira por donde! Un cambio de todo ¿a cambio de que? En esta vida todo es probar.
    Un besazo

    ResponderEliminar
  27. Siempre hay que tener cuidado con los anuncios, no son realmente lo que se promete. También hay que tener cuidado con los que quieren encontrar algo diferente a su ex-pareja.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

      Eliminar
  28. lindo! este relato me devolvió la ilusión de ser la elegida alguna vez.

    un beso!

    (y por eso en mi blog tenés premio!)

    ResponderEliminar
  29. Está muy bien el relato. Se ve que quiso romper todos los moldes.¿Pero en verdad será así, como él quiere manifestar? No se rompe tan radicalmente con las cosas de a diario. Si no probad vosotros. Eso de "Año nuevo, vida nueva" es un simulacro. A veces, no hay que fiarse de la impresión a primera vista. Me ha gustado.

    ResponderEliminar

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...